Celebró que ganaba la carrera, pero le faltaba una vuelta para llegar a la meta: y miren esto pasó….

Curiosidades 298 Visitas

Celebró que ganaba la carrera, pero le faltaba una vuelta para llegar a la meta: y miren esto pasó. En la competencia todo puede pasar y la necesidad de ganar se hace siempre más grande y cuando se está a punto de llegar a la meta esa emoción hace que no nos demos cuenta como son las cosas en realidad.

Celebró que ganaba la carrera, pero le faltaba una vuelta para llegar a la meta: y miren esto pasó

Adam Toupalik, sintió esa emoción, que solo provoca el triunfo, esa que te garantiza tener aunque sea un momento de gloria, y por qué no pasar a la posteridad.

Lo malo es que este famoso ciclista Checo sintió demasiado pronto esa emoción y al final fue la misma que lo hizo perder, aunque de un modo u otro pasara a los registros históricos, aunque por motivos diferentes a los que hubiera soñado.

El checo era el primero que se acercaba a la línea de meta, y con la campana sonando, lo que en realidad le indicaba que era la última vuelta. Pero al final él pensó otra cosa y la emoción se le subió a la cabeza. El miraba por encima del hombro a los demás participantes que se acercaban, quienes se movilizaban muy duro para alcanzarlo pero no lo necesario.

Toupalik, cerró sus puños y levantó sus brazos al cielo para celebrar su victoria, pero desafortunadamente luego de esto lo rebasaron, y se dio cuenta que en realidad faltaba una vuelta.

Solo le quedo ver como los otros competidores lo rebasaban a pasos ligeros, ya que él había desacelerado para saborear la victoria.

Aquí les dejo el video donde podemos observar que Toupalik, se apresura a celebrar su supuesto triunfo sin imaginarse que no era así.

Más tarde el ciclista checo explicó a la prensa que no había contabilizado correctamente el número de vueltas, y esa falla le costó el oro. Sin embargo, al darse cuenta de su error, el checo aceleró de inmediato y consiguió cruzar segundo en la línea de meta.

Celebró que ganaba la carrera, pero le faltaba una vuelta para llegar a la meta: y miren esto pasó

Compartir

Comentarios