Bromistas engañan a Burger King ¡Los empleados rompen todos los vidrios!

Curiosidades 438 Visitas

Engañan a empleados de Burger King y rompen las ventanas. Hay cosas poco satisfactorias, que jugar una broma a alguien y tener éxito. Pero cuando esa broma consiste en engañar a todo un restaurante para que haga algo tonto, debe ser algo muy satisfactorio para quien la hizo verdad.

Engañan a empleados de Burger King y rompen las ventanas

Engañan a empleados de Burger King y rompen las ventanas

Eso es exactamente lo que sucedió en Coon Rapids, Minnesota, y la víctima fue un restaurante de Burger King.

Engañan a empleados de Burger King y rompen las ventanas

Un hombre llamó a la tienda haciéndose pasar como integrante del Cuerpo de Bomberos para decir que había gas explosivo en el interior del edificio.

Después, informó que la única manera de expulsar todo ese gas era rompiendo todas las ventanas del edificio para bajar la presión, y eso exactamente fue lo que hizo el personal.

Posteriormente, la policía llegó a la escena para encontrarse con el personal todavía tratando de romper las ventanas.

“El gerente sargento Rick Boone, estaba frenético y realmente creía que el edificio iba a explotar”.

La persona que llamó dijo que había niveles muy peligrosos de gas en el edificio, y que debían romper todas las ventanas para mantener el edificio sin riesgo de que estallara y para que el gas salga y se ventile.

Los empleados corrieron hasta sus autos y consiguieron herramientas de fierro para romper las ventanas en un estado de pánico.

Además el capitán Tom Hawley afirmo que:

“Casi 20 ventanas fueron rotas por la llamada. Ya que la persona que llamó, fue muy convincente. Parecía tener conocimiento de los sistemas de extinción de incendios y actuó como si estuviera vigilando el edificio de forma remota”.

“Comunicado de prensa de @CoonRapidsPD sobre la llamada de broma a Burger King que llevó a empleados a reventar las ventanas. @KSTP”.

Un restaurante de Burger King en Oklahoma recibió una llamada similar la noche anterior, en la que les advirtieron que había altos niveles de monóxido de carbono en el edificio. Los empleados rompieron ventanas, incurriendo en un estimado de daños de 10,000 dólares.

Engañan a empleados de Burger King y rompen las ventanas

“La broma es sólo una pérdida de tiempo para todos; cuesta dinero a todo el mundo”, señaló Christa Jones, madre de un empleado de Burger King en Coon Rapids. Tras los hechos, tuvieron que tapar con hojas de madera provisionales.

Otro ejemplo de una llamada a un restaurante Burger King fue en California en febrero, donde resultaron 35,000 dólares daños y un empleado chocó su coche contra el edificio.

Compartir

Comentarios