Gordon Ramsey no les dará a sus hijos ni un centavo de su gran fortuna, y esta es su razón

Curiosidades

Los hijos de Gordon Ramsey no verán ni un centavo de su fortuna. Cuando veo al chef Gordon Ramsay en la tele, con ese carácter tan propio que lo hace ser odiado, me pregunto si en su casa es igual, y de ser de este modo, cómo su esposa lo soporta.

Resulta que el hombre es igualmente severo con sus hijos, puesto que los hace continuar una serie de estrictas reglas, aparte de que no tienen acceso alguno a su fortuna. Mas, si bien no lo crean, no es totalmente malo, puesto que busca darle a sus hijos una lección que, quizá, muchos padres deberían poner en práctica.

Los hijos de Gordon Ramsey no verán ni un centavo de su fortuna

Los hijos de Gordon Ramsey no verán ni un centavo de su fortuna

Todo se remonta a su juventud, Gordon dejó su hogar a la edad de dieciséis años de edad, puesto que no aguantaba el alcoholismo de su padre; además de esto, se encargó de su vida, siguió sus sueños y se abrió paso como de los mejores chefs del planeta, llegando a ganar lo mismo que los artistas mejor pagados.

¿Pero cuál es su razón para no darles una vida de lujos a sus hijos? Él no desea que sean pequeños malcriados, y por lo mismo no le agrada mimarlos de más, en tanto que “ellos van a apreciar más las cosas cuando las ganen por sus méritos”.

Ramsay, al lado de su pareja Tana, tienen 4 hijos: Matilda, de quince años; Jack y Holly de 17; y Megan de 18. Últimamente, el enorme padre declaró lo siguiente para un periódico local:

“Ellos no se sientan con nosotros en primera clase. Ellos no han trabajado lo bastante para abonar primera clase. A esa edad no precisan estar en primera clase y soy riguroso al respecto.

Siempre y en todo momento les afirmamos a las azafatas que se cercioren de que vayan cómodos en su lado del aeroplano, y que no nos incomoden. Trabajé mi vida para sentarme cerca del conduzco, de esta forma lo aprecias más, cuando lo ganas por tu cuenta”.

Pese al gran sueldo que percibe, y las múltiples propiedades que tiene, es cuidadoso con lo que enseña a sus hijos, y se cerciora de que ganen su dinero, hagan caridad y aprendan a ahorrar.

“Meg ya está en la universidad, y tiene un presupuesto semanal, es afortunada; otros chicos subsisten con cincuenta dólares  y deben pagar residencia, celular y esas cosas.

“Entre más pronto les des esas responsabilidades a tus hijos, va a ser mejor para ellos en el futuro. Todos cocinan, es como una habilidad que todos aprendieron, pero saben que deben hacer una carrera, por mi nombre no van a ganar nada”.

Si bien su filosofía es bastante congruente, no deja de ser el desalmado chef del infierno, y agregó lo siguiente:

“Cuando muera, mi fortuna no va a ir para ellos, y no es para mal; no los quiero malcriar. En lo único que estuvimos conforme Tana y yo, es que van a recibir el veinticinco por ciento del déposito en físico, como una casa, o bien un departamento”.

Tal parece que Ramsay, desea que sus hijos sean personas trabajadoras y educadas, no como muchos de los hijos de artistas, que resultan ser flojos y muy creídos.

Compartir

Comentarios